Nueva York es una ciudad cosmopolita, donde cientos de culturas confluyen. Hay gran variedad de restaurantes que ofrecen sabores de todo el mundo.

No te puedes perder los carritos de comida callejera que encontrarás por la ciudad, ni los deliciosos brunch (mezcla de las palabras “breakfast” + “lunch”) que tan populares se hicieron en los años 30. Esta comida que reemplaza el desayuno y el almuerzo ofrece dulce y salado, desde huevos benedictine, carne asada, marisco y salmón ahumado hasta tortitas, muffins y fruta.

Algunos de los platos típicos que podrás encontrar en Nueva York son:

  • Bagel: pan de harina de trigo con un agujero en el centro.
  • Cupcake: bizcocho horneado en molde individual de papel.
  • Ensalada Waldorf: elaborada con apio, frutos secos, manzana y repollo en juliana, aderezada con mayonesa.
  • Hamburguesa: es un clásico.
  • Hot dog o perrito caliente: salchicha hervida o frita, servida en pan de forma alargada que puede acompañarse de salsa de tomate y mostaza.
  • Pizza: la trajeron los inmigrantes italianos que llegaron a América. Se puede tomar entera o por porciones.
  • Pretzel: bollo de pan, salado, en forma de lazo.
  • New York cheesecake: tarta de queso.

Si vas a un restaurante y estás satisfecho con el servicio, te recomendamos que dejes una propina, entre el 15 y el 20 por ciento del total de la factura, siempre y cuando el servicio no esté incluido.

“Enjoy your meal” – Buen provecho!

Utilizamos cookies propias y de terceros. Para seguir navegando, por favor, acepta el uso de estas cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar